Home Blog

La crisis del sistema de salud: una reflexión sobre el COVID-19 y el cambio climático

0

La pandemia del COVID-19 ha evidenciado distintos problemas sociales como la corrupción y la incertidumbre económica. Sin embargo, muy poco se ha discutido de su relación con el cambio climático. Conoce más sobre la relación y entérate por qué es necesario proteger a la naturaleza.

Escribe: Jose Amable


Según la Organización de las Naciones Unidas (ONU), una de las causas de la propagación de enfermedades es el cambio climático. Esto se debe a que la destrucción de la naturaleza ocasiona una mayor exposición hacia nuevos microbios, virus o bacterias. También ha incrementado la transmisión de enfermedades por vectores, es decir mediante la interacción con un animal (OMS, 2020). Por lo tanto, es posible que la actual emergencia sanitaria se repita en el futuro, si continuamos con la degradación ambiental. 

Esta situación es particularmente crítica para los pobres dado que son los más afectados por su vulnerabilidad. Esto se debe a que la desigualdad socioeconómica materializa la brecha al acceso a los sistemas de salud.  Según la OMS, al menos la mitad de la población mundial todavía no tiene una cobertura total de los servicios de salud esenciales. Además, alrededor de 100 millones de personas se verían obligadas a formar parte de la pobreza extrema por no poder costear la atención médica, durante una pandemia. En el caso del COVID-19, la amenaza es mayor para las ciudades expuestas a niveles más altos de contaminación (European Public Health Alliance, 2020).

Por lo tanto, es necesario tener un sistema de salud equitativo donde exista el personal calificado y la tecnología adecuada (Wyns, 2020). Esto permitirá que las economías y las sociedades sean resistentes ante los efectos de una pandemia o alguna catástrofe natural. Consecuentemente, se podrá proteger más efectivamente a la población más vulnerable de la sociedad.

Si analizamos el contexto peruano, la baja inversión que recibió la salud pública ha sido una de las causas para que el sistema se encuentre colapsado. Si el Estado hubiese invertido más en este sector en el pasado, posiblemente la respuesta ante la pandemia hubiese sido más efectiva. Entonces, observamos que la inversión para mejorar los sistemas es necesaria.

Esta situación nos es útil para comparar las futuras consecuencias que podrían existir si no se contrarresta el cambio climático. Actualmente, la protección de la naturaleza continúa siendo ínfima en el Perú. Por ejemplo: aún existen altas cantidades de botaderos informales. Esto también afecta la salud pública de las personas con bajos recursos económicos. Por lo tanto, al igual que debe existir una inversión en la salud, también es necesario incrementar los esfuerzos para prevención del cambio climático.

Una opción de prevención sería buscar alternativas para un crecimiento económico, social y ambiental de manera sostenida. Es necesario que el ambiente no sea sacrificado en los modelos de desarrollo económico. Esto nos brinda la oportunidad para recuperar un sentido de humanidad compartida, en el que las personas se dan cuenta de lo que más importa: la salud y la seguridad de su comunidad. Por lo tanto, el contexto del COVID se puede aprovechar para romper el paradigma, cambiar el enfoque y revisar cuáles son nuestras verdaderas prioridades como sociedad.

 

 

 

 

Bibliografía:

ClimateLinks. (2017). Climate Risk Profile: Haiti.

European Public Health Alliance. (2020, marzo 16). Coronavirus threat greater for polluted cities. Recuperado el 18 de junio de 2020, de EPHA website: https://epha.org/coronavirus-threat-greater-for-polluted-cities/

Giordano, P. (2020, marzo 26). El coronavirus es un shock fuerte para nuestra civilización. Recuperado el 18 de junio de 2020, de Agencia EFE website: https://www.efe.com/efe/espana/destacada/paolo-giordano-el-coronavirus-es-un-shock-fuerte-para-nuestra-civilizacion/10011-4205316

World Health Organization. (2019, enero 24). Universal health coverage (UHC). Recuperado el 18 de junio de 2020, de https://www.who.int/news-room/fact-sheets/detail/universal-health-coverage-(uhc)

Wyns, A. (2020, abril 2). How climate change and the coronavirus are linked | World Economic Forum. Recuperado el 18 de junio de 2020, de https://www.weforum.org/agenda/2020/04/climate-change-coronavirus-linked/

 

Sin bajar la guardia

0

 

Ante el uso desmedido pero necesario de los instrumentos de protección relacionados a la pandemia, se ha generado la inaplazable urgencia de establecer protocolos particulares para su tratamiento como desechos. Conoce cómo esta situación es abordada en nuestro país  y más en el siguiente artículo.

Escribe: Miguel Cheng


La crisis ocasionada por el Covid-19 ha remecido al país de una manera sin precedentes. La pandemia no solo ha sorprendido a más de cien mil peruanos, también ha impactado en un sistema caracterizado por sectores con escaso desarrollo de políticas públicas. Por ejemplo: el sector ambiental, específicamente, en la gestión de residuos sólidos.

Actualmente, se ha incrementado, en los hospitales y hogares, la generación de residuos médicos tales como mascarillas, guantes y otros equipos de protección; además del plástico de único uso para el servicio de delivery. Si bien el tratamiento de la mascarilla como desecho nocivo corresponde a los hospitales, de ser realizado inadecuadamente, puede desencadenar un efecto rebrote y propiciar el aumento de casos de contagio. Por lo tanto, resulta necesario establecer un protocolo específico para un adecuado manejo de estos desechos por parte de toda la ciudadanía. Esto permitirá que los residuos no terminen en los botaderos o que sean manipulados por el personal de limpieza pública, tal como se observa en las noticias. (Comercio, 2020)

Por ello, el pasado 17 de mayo, en el marco del día Mundial del Reciclaje, el Ministerio del Ambiente (MINAM) impulsó la modificación de la Ley de Gestión Integral de Residuos Sólidos (DL1501, 2020). Con ella se establece, la obligación de realizar la separación de residuos en la fuente de origen, es decir, desde los hogares y empresas. De esta manera, el Perú da un paso firme en la lucha de sostenibilidad. En el mediano plazo esto podría generar más puestos de trabajo e impulsar la formalización de 108 mil recicladores a nivel nacional.

De estas manera, el gobierno brinda un mensaje claro: la gestión de residuos es un servicio público esencial en el contexto de la pandemia, ya que minimiza los efectos colaterales sobre la salud y el ambiente (MINAM, 2020). Esta normativa coincide con la recomendación del Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), donde se resalta la importancia de segregar residuos médicos, domésticos y peligrosos.

No obstante, la gestión nacional de residuos sólidos aún enfrenta varios retos. Hoy solo existen 52 rellenos sanitarios, los cuales se distribuyen en 19 regiones. Estas instalaciones son las únicas adecuadas para la correcta disposición final de todos los desechos. Lamentablemente, solo la mitad de la basura generada en todo el territorio peruano se trata en un residuo sanitario, el resto termina en los botaderos o ríos. Este escenario se agrava para los residuos médicos o bio-contaminados. Apenas existen 6 empresas y 7 rellenos sanitarios a nivel nacional que cuentan con infraestructura para la disposición final de los desechos hospitalarios (Castro, 2020).

Por ello, el siguiente reto para el gobierno será la promoción y medición del cumplimiento, a nivel hogar o empresa, de la segregación de residuos. Si bien ya se ha venido trabajando con asociaciones de recicladores en distintos distritos, el cambio en la idiosincrasia de la población será progresivo, asimismo la medición del cumplimiento a nivel hogar requerirá una movilización significativa de recursos financieros.

Finalmente, será labor de todos los ciudadanos adaptarse, interiorizar y cumplir con la normativa señalada. Puesto que, no acatar estas nuevas medidas puede significar un aumento exponencial de la cantidad de basura, lo cual sumaría una crisis adicional a la ya debilitada situación sanitaria del país.

 

Bibliografía

Castro, A. (2020). Residuos hospitalarios: potencial foco infeccioso en la lucha contra el Covid-19. Ojo Público.

Comercio, E. (1 de 05 de 2020). “Débil Gestión de Residuos Peligrosos por COVID-19 aumenta riesgos de contagios”. El Comercio.

DL1501. (2020). DECRETO LEGISLATIVO QUE MODIFICA EL DECRETO LEGISLATIVO Nº 1278,QUE APRUEBA LA LEY DE GESTIÓN.

MINAM. (2020). Día Mundial del Reciclaje: Nueva normativa de residuos sólidos requerirá de un mayor compromiso por parte de la ciudadanía.

 

Después del “No”: Una Receta Médica para Superar el Rechazo

0

Así que te rechazaron. No te voy a preguntar la historia, no te preocupes. La verdad es que todos hemos sido rechazados alguna vez. Ya sea en la búsqueda de trabajo, aplicando a programas de intercambio o en el amor, el dolor es el mismo.
Un estudio de la Universidad de Michigan identificó que nuestro cerebro responde al dolor emocional del rechazo de la misma manera en la que respondería ante un dolor físico intenso. Durante ambas situaciones, se estimulan los receptores opioides Mu en el cerebro, lo que significa que se libera el mismo tipo de analgésico natural. En resumen, duele bastante. No te mientas, no lo niegues. El primer paso para enfrentar tu dolor es reconocerlo como tal.
Sin embargo, esto no significa que vas a sufrir para siempre. La ciencia nos permite elaborar una receta para aliviar el dolor del rechazo en solo cuatro pasos.
1. Marcar Distancia
De seguro lo has escuchado antes, pero no lo tomes personal. Especialmente cuando se trata de un rechazo académico o laboral, la decisión de optar por otro candidato no tiene relación con tu valor como persona. Un buen candidato sabe separar sus habilidades propias, de las laborales o historial académico. Para este, ser rechazado es solo una parte del proceso.
La verdad detrás de muchos casos de rechazo es que, los criterios que toma en cuenta el evaluador pueden ser muy específicos e incluso triviales, como resultado un candidato realmente capacitado puede ser rechazado por no cumplirlos.
Antes de que caigas en la profunda depresión, debes saber que podemos encontrar ejemplos de situaciones similares por montones. Un año y medio antes de recibir el premio Nobel de Literatura, Gabriel García Márquez recibía por correo una carta de la prestigiosa revista The New Yorker explicando las razones para no publicar una historia suya. Si bien reconocían que “El rastro de tu sangre en la nieve” (personalmente una de mis favoritas) era de muy buena calidad, les preocupaba que el final de la historia no fuera del agrado de los lectores estadounidenses.

2. Buscar Apoyo
Según el psicólogo Guy Winch en el blog Psychology Today, el rechazo interfiere con la necesidad fundamental de pertenecer a un grupo, la cual está grabada en nuestro subconsciente. En tiempos remotos, cuando los humanos vivíamos en un mundo salvaje y hostil, el ser rechazado por la tribu (y, por ende, tener que valerte por ti mismo) era una sentencia de muerte. En otras palabras, el malestar posterior a un rechazo se debe a que hemos conservado esta reacción primitiva en nuestros cerebros.
Entonces, la manera de aliviar este dolor es recuperar el sentimiento de pertenencia. Pasar tiempo con amigos, familia o cualquier otro grupo de personas con las cuales nos sintamos valorados y aceptados, aliviará el malestar.
3. Flexibilidad
Como todo en la vida, enfrentar el rechazo también tiene que ver con el manejo de expectativas. Tal vez lo que más duele, es que ya te habías hecho la idea de que ibas a estar en tu trabajo/universidad/relación ideal hasta que te dijeron que no. La dura verdad es que la gran mayoría de planes son imperfectos y solo nos queda adaptarnos al cambio. En el mejor de los casos, hay otro camino para alcanzar tu objetivo; pero en otros, simplemente tienes que aceptar tu pérdida e intentar algo distinto.
4. Exposición
Este último paso ya no busca aliviar el dolor, sino hacerte resistente a este en el futuro. Paradójicamente, la mejor manera de afrontar el rechazo es exponiéndose a este. El décimo no dolerá tanto como el primero. Como en otros aspectos de la vida, la experiencia es clave. Si persistes en buscar lo que quieres, la estadística nos dice que eventualmente lo conseguirás. Al superar cada rechazo te volverás más resiliente, hasta que finalmente, logres tus metas.
Si sigues las recomendaciones podrás superar el malestar en poco tiempo. Al final, el rechazo es una mala experiencia que a todos nos toca vivir en algún momento, pero no es mortal. Si bien lo superarás y seguirás con tu vida, ten por seguro que tarde o temprano necesitarás seguir estos cuatro pasos nuevamente, y eso es normal.

Agua potable en peligro de extinción

0

El agua es nuestra fuente de la vida. El 70% del planeta está cubierto por ella, nosotros también estamos formados en un 70% por agua y dependemos en un 100% de ella. Es fácil mirar la inmensidad del océano y pensar que este recurso es inagotable. Sin embargo, en realidad solo podemos usar una fracción microscópica del agua en la tierra. Con el incremento de la población, los drásticos cambios climáticos y la contaminación, el agua potable deja de ser abundante y se acerca cada vez más a los terrenos de la escasez. Como si fuera poco, esta no es siempre utilizada eficientemente y, cuando uno menos se lo espera, puede empezar a hacernos falta.

Piensa en la última vez que cortaron el agua en tu casa. ¿Fue molesto? Bueno, ahora imagina una ciudad entera quedándose por completo sin agua. Eso fue lo que estuvo a punto de suceder en Ciudad del Cabo en el 2018. Fue una combinación entre el aumento de la población y sequías extremas, causadas en parte, por el incremento de la temperatura media del planeta, la causante de la escasez de agua en esta ciudad de Sudáfrica. Debido al rápido gasto de este recurso se pronosticó el día cero; día en el cual, oficialmente, habrían agotado todos sus recursos de agua. Mientras la infame fecha se acercaba, cada uno de los ciudadanos hizo lo imposible y recortó su consumo a un nivel sorprendente. Ahorraron cada gota y lograron posponer el día cero hasta una fecha indeterminada.

Mientras que en una ciudad se hace hasta lo imposible por conservar el recurso más importante para la vida en la tierra, en otras se derrocha a baldazos por diversión. En el mes de febrero, en Lima se desperdician entre globos de agua, piscinas portátiles y baldes unos 120 mil litros de agua, por la celebración de carnavales. En algunos distritos como La Victoria, Breña y La Perla, el juego se lleva mucho más lejos que una pequeña batalla de globos, hasta el extremo que resulta imposible llegar seco al final del día. Si uno piensa en la gran importancia que tiene el agua, este desperdicio resulta irracional. Sin mencionar, el daño que los residuos de globos de agua causan en el ambiente, sobre todo en la vida marina. Parece ser que solo valoramos algo cuando nos empieza a hacer falta. Es cierto, pues entre más escaso sea un bien, mayor será su valor. El problema de los peruanos es pensar que en nuestro país el agua es un bien que no enfrenta escasez.

El agua no es un bien público como nos gustaría que fuese, es exclusivo, no todos tienen acceso a el. El 16.5% de la población solo tiene acceso al agua potable de manera intermitente. Un 4.5% no tiene ningún tipo de acceso a una red pública de agua potable. Por más que haya abundantes fuentes de agua en nuestro país (proveniente de ríos, lluvias y el subsuelo), estas no están distribuidas heterogéneamente. Justo donde más población hay es donde más hace falta.

Cabe recordar que Lima es un desierto. Nuestra principal fuente de agua es el Río Rímac y por más hablador que sea no es para nada mágico y no proporciona infinitas cantidades de agua cristalina y pura. Es más, está siendo afectado negativamente por el cambio climático. Su ciclo hídrico depende de glaciares tropicales andinos que se están perdiendo y las altas temperaturas también causan huaicos y sequías. Nuestra principal fuente de agua potable se encuentra en gran peligro, pero seguimos malgastando el agua como si no hubiera ningún riesgo al hacerlo.

No hay que esperar a que nos haga falta para valorarla. Todos los seres vivos dependemos del agua y su cuidado esta en nuestras manos. Recuerda que este verano, mientras tu estés en tu piscina, hay alguien no muy lejos de ti que esta haciendo cola para recibir unos pocos litros de agua. Por eso, estos carnavales piénsalo dos veces antes de tirarle a un baldazo de agua a tu amigo.

Conociendo a las organizaciones de la UP: CODE UP

0

CODE UP nació de un grupo de amantes de la tecnología que buscaba crear una comunidad capaz de compartir y generar mayor conocimiento.

Escrito por: Mariah Anglas


En el 2017, se formó la primera organización enfocada netamente en tecnología, con el objetivo de generar un espacio de aprendizaje y desarrollo personal para la comunidad UP mediante la difusión de herramientas tecnológicas. Hoy conoceremos un poco más, en esta entrevista, a algunos de los miembros de CODE UP.

Cuéntanos un poco más acerca de cómo surgió esta idea y por qué se animaron.

Todo comenzó cuando quería entrar a una organización juvenil relacionada con tecnología, sin embargo, cuando fui a Preboste (ahora DFE) no existía ninguna organización con estas características. Fue ese ciclo, en el cual 5 personas nos juntamos y fundamos la organización. En ese momento, buscábamos más miembros, por lo que lanzamos un taller de programación, el cual tuvo muy buena acogida; nos sorprendió y motivó aún más. En ese taller, en el cual enseñábamos Python, invitamos a la organización a las personas que estaban más interesadas; así fue como fuimos creciendo y muchos de nuestros compañeros se unieron. Poco a poco, fuimos incrementando los lenguajes que enseñábamos, y así otras carreras se unieron a nuestra organización. Dejamos de ser solo 5 estudiantes de Ingeniería de la Información o Empresarial, y pasamos a incluir alumnos de otras carreras, como Economía, Finanzas, Administración, entre otras.

¿Cómo fue esa transición de pasar a tener solo integrantes de Ingeniería para comenzar a incluir otras carreras?

En las ferias y actividades que teníamos en “La Placita”, había mucho interés de otras carreras además de Ingeniería, principalmente Administración y Economía. Con ello, nos dimos cuenta del potencial que tenía la organización. La programación es una herramienta súper útil que puedes aplicar en el desarrollo de proyectos y aportan a tu desempeño laboral.

¿Cuál es la estructura o las áreas dentro de CODE UP?

Una de las principales es Gestión de Aprendizaje, la cual se encarga de organizar y dictar las clases, de generar material y asignar los tutores. Luego, Gestión de Talento se encarga de las integraciones y postulaciones de nuevos miembros; Marketing son quienes se encargan de crear contenido para nuestras redes; Diseño está enfocada en apoyar a Marketing y próximamente en el desarrollo de videojuegos. Por último, Logística se encargaba de los eventos. Dada la coyuntura, los integrantes de Logística estuvieron apoyando a otras áreas, y gestionando un nuevo proyecto. Este consiste en que, cada semana, uno de los miembros redacta un artículo, de cualquier tema, pero debe estar relacionado con tecnología. Fue algo totalmente nuevo en nuestra organización, pero ha dado muy buenos resultados. Hay artículos de diversos temas, desde aplicaciones súper útiles hasta diseño de páginas web.

Además de los artículos que mencionaste, ¿qué otras actividades realizan?

Al inicio, había muchos proyectos en mente, sin embargo, no teníamos las herramientas necesarias para realizarlos. Por ello, comenzamos con las clases de diferentes lenguajes de programación. Por otro lado, hay una organización llamada CREA CODE, la cual es externa a la universidad, que se dedica a hacer voluntariado. Hicimos un nexo con esta organización para apoyar las clases de Scratch que ellos dictan. Ha sido una experiencia muy enriquecedora ya que puedes usar tus conocimientos para ayudar a otros. Lo que nosotros buscamos es ser una organización de tecnología y todo lo que implica, no solo a dar clases.

Con esta nueva coyuntura, ¿cómo organizaron las clases? ¿Qué retos enfrentaron en este primer ciclo virtual?

Lo primero que hicimos fue organizar en salones a todas las personas interesadas en las clases y asignar a los miembros que se iban a encargar de enseñar. Al inicio, no teníamos habilitado el BlackBoard Collaborate, por lo cual utilizábamos Zoom. Fue un muy buen trabajo en equipo; el material y los ejercicios fueron actualizados y complementados, y las sesiones se concretaron a pesar de las dificultades.

Al ser una organización de tecnología, el tema del ciclo virtual no fue un obstáculo para nosotros. Todas nuestras actividades se llevaron a cabo e, incluso, nacieron nuevas ideas.

¿Cómo fueron las primeras clases?

Muchos de nosotros estamos desde el inicio, cuando cursábamos el segundo ciclo y dictábamos a alumnos de hasta décimo ciclo e incluso algunos egresados, pero todos con muchas ganas de aprender. En las primeras clases, recibimos mucho apoyo y palabras de aliento, a pesar de no tener el mejor material ni las mejores técnicas de aprendizaje. Muchos nos felicitaban por ser tan jóvenes y comenzar un proyecto con tanta ambición. Sin embargo, ahora sí puedo afirmar que hemos mejorado muchísimo desde la primera clase que dictamos y seguimos mejorando. Ahora, las clases y los ejercicios son más didácticos y enfocados; realmente nos sentimos muy orgullosos de lo que estamos logrando.

¿Cómo puedo ser parte de CODE UP? ¿Cómo puedo acceder a las clases?

Originalmente, nosotros mismos reclutábamos a las personas que sobresalían en las clases que dictamos. No obstante, ahora, el área de Gestión de Talento se encarga del reclutamiento, el cual se realiza dos veces al año. Queremos recalcar que, para ser parte de CODE UP, no se debe tener ningún conocimiento previo de programación puesto que creemos que esta es una capacidad técnica que podemos enseñar. De igual modo con las clases, pues todos los cursos y talleres que dictamos no necesitan ningún conocimiento previo y son totalmente gratis; lo único que necesitas son muchas ganas de aprender y estar atento a nuestras redes sociales.

¿Qué es lo más valioso que te ha enseñado CODE UP? ¿Por qué pertenecer a CODE UP?

CODE UP crea una red de contactos muy útil, ya que todos estamos aquí para compartir nuestros conocimientos y crear nuevos proyectos. Somos de diferentes carreras, pero nos une la pasión por la tecnología. Esta es una organización diferente ya que somos 20 miembros, entre hombres y mujeres, y todos nos llevamos muy bien. Existe un clima de confianza, lo cual ayuda a que surjan nuevas ideas y, por más locas que sean, nunca son criticadas ni subestimadas. Siempre apoyamos los proyectos nuevos y damos todo de nosotros para que esta organización siga creciendo. CODE UP también nos ha abierto muchas puertas. Algunos hemos hecho línea de carrera en la Facultad de Ingeniería y ahora trabajamos como asistentes de Investigación; toda esta experiencia suma en tu CV.

Generar conocimiento en otras personas acerca de algo que nos gusta tanto no tiene precio. CODE UP me ha permitido ayudar y compartir mis conocimientos, tanto en las clases como en el voluntariado de CREA CODE. Considero que los miembros estamos aquí porque queremos ayudar en la realización de las clases, no necesariamente enseñar, pero todos buscamos que, cada vez, seamos más los que apoyemos esta iniciativa.

Entrevistados:

  • José Chamán: Miembro Fundador
  • Benjamín Arriaga: Miembro GDA
  • Omar Misa: Actual Presidente

Redes sociales

  • Facebook: Code UP
  • Instagram: @clubcodeup

Conociendo a las organizaciones de la UP: Centro de Estudiantes de la UP

0

El CEUP se fundó aproximadamente en 1967, con la misión de servir a la comunidad UP y crear una experiencia universitaria inolvidable. Su visión es ser uno de los principales espacios de participación activa e integración universitaria.

Escrito por Mariah Anglas


Como muchos saben, el Centro de Estudiantes es una de las primeras organizaciones de la Universidad del Pacífico, muchos profesores y personas emblemáticas fueron parte de ella. En esta oportunidad conoceremos un poco más acerca del objetivo y el trabajo que hace de esta organización una de las más queridas de la UP. Hoy, Boceto tiene el agrado de presentarles la entrevista a Antonio Herrera, actual presidente del CEUP, y Vanessa Oropeza, directora de marketing.

¿Cuáles consideran que son las principales funciones y el propósito del CEUP?

El CEUP tiene como propósito simplificar o amenizar la vida del estudiante UP, responde a las múltiples características del alumnado, por ello la variedad de actividades que realizamos. Nuestro objetivo principal es aliviar la carga académica y el estrés de la universidad, para ello tenemos en cuenta la diversidad que existe, por ende, hay diversas actividades y enfoques, desde arte y cultura, deporte, desarrollo sostenible, entretenimiento, relaciones internacionales, entre otros.

¿Qué áreas son las que conforman la organización?

El CEUP está compuesto por un directorio, con diferentes direcciones, como marketing, logística, legal, gestión de personas, actividades (académicas, desarrollo sostenible, arte y cultura, entretenimiento, deporte, relaciones internacionales), y cada uno de estos directorios tiene sus propias divisiones. Todo esto liderado y conducido por el Presidente y la Secretaria General.


¿Cuál o cuáles son las principales cualidades que debe tener un integrante del CEUP? 

Un líder en el CEUP, porque así son considerados todos, tiene que ser principalmente un agente de servicio, debe saber trabajar en equipo, ser una persona íntegra, honesta y coherente con sus acciones puesto que los alumnos depositan su confianza en nosotros. Las demás cualidades las aprendemos y fortalecemos en el camino, y en sus respectivas áreas. Consideramos esencial que un líder CEUP tenga ganas de aportar, sepa escuchar a los demás y sea proactivo.

¿Cómo es el proceso de reclutamiento y cada cuánto tiempo se hace?

Hasta la fecha, hemos tenido 2 procesos de reclutamiento y estamos próximos a iniciar el tercero. No consideramos este proceso largo o tedioso, pero sí exhaustivo. La primera etapa la realiza el área de gestión de personas, y la segunda lo hace el equipo o área que solicita la incorporación de nuevos miembros. De esta manera, nos aseguramos de que las personas que ingresen cuenten con las habilidades y cualidades que buscamos. La acogida e interés de los alumnos por ser parte del CEUP este ciclo nos sorprendieron, pero lamentablemente hay cupos limitados, esperamos que no se desanimen.

Acerca de este año ¿Qué planes tenían en mente?

Creo que para todas las organizaciones ha sido difícil adaptarse a este nuevo escenario, buscábamos fortalecer los planes y actividades exitosas de consejos anteriores, pero también innovar con nuestras ideas. El objetivo principal era llevar eventos grandes y de calidad a aquellas comunidades que no se habían visto identificadas con eventos anteriores. Por ejemplo, en el mes de octubre teníamos un evento increíble que incluiría, no solo la típica y tan aclamada Batalla de Gallos, los food trucks y la música del momento, sino también diferentes temáticas para que todos se sientan identificados y se diviertan. Por otro lado, además del clásico Interargollas, buscábamos fortalecer la participación de otros deportes que muchas veces pasan desapercibidos, pero son parte de nuestra comunidad. Trazamos como objetivo el concientizar y promover las acciones eco amigables en nuestro día a día y en los eventos de gran magnitud como son las fiestas de parciales y finales.

¿Consideran que fue difícil migrar al entorno virtual?

Sí, y lo sigue siendo. Creo que para todos ha significado un reto digitalizar sus actividades, pero particularmente pienso que cuando uno tiene la meta clara y un equipo comprometido, este proceso se hace menos complejo. Ese fue nuestro caso, nosotros asumimos el reto y pusimos todo el esfuerzo y dedicación no solo para llegar a la meta sino para completar el reto de forma satisfactoria. Lo primero que hizo el área de marketing fue recoger las diversas opiniones de los alumnos para luego poder empatizar con ellos y formar un plan de actividades que se acomode a las necesidades. Luego de ello, todo el equipo se puso en marcha. Uno de los retos más grandes lo tuvo el área de auspicios, dada la coyuntura. Sin embargo, a pesar de las dificultades nos sentimos orgullosos y satisfechos de nuestro trabajo en este primer ciclo virtual, pienso que realmente cumplimos con la milla extra que prometimos.

¿Cuáles fueron las actividades que implementaron? ¿Tuvieron la acogida que esperaban? 

Sí tuvieron la acogida que esperábamos, y es válido recalcar que no todos los eventos deben tener la misma acogida, tengamos en cuenta que las comunidades e intereses del alumnado Up son diversos. Por ejemplo, eventos tan esperados como “10% fanáticos” y Maes Crack tuvieron una audiencia increíble, el esfuerzo de todo el equipo de actividades y marketing se vio reflejado en el buen desenvolvimiento de la transmisión. Además, implementamos actividades nuevas como las fiestas virtuales y los CEUP Talks, eventos que tuvieron éxito a pesar del gran desafío que significó afrontar este primer ciclo virtual.

Y para finalizar, en un futuro cercano, ¿cómo se ven como organización? ¿Cuál es el mayor reto que buscan cumplir?

Actualmente, uno de los más grandes desafíos que afronta el CEUP se relaciona con el volver a ser una organización 100% confiable. Trabajamos arduamente para que toda la comunidad UP pueda ver en nosotros una opción de diversión en medio de la coyuntura y los retos que implica estudiar en la Universidad del Pacífico. También buscamos que en las próximas elecciones participe cada vez más gente, que comprendan que el cambio, desde la participación universitaria, sí es posible. Si me preguntan cómo veo el CEUP en 2 o 3 años, pues yo veo a una organización sólida no solo dentro de la universidad sino afuera también, queremos que la universidad sienta orgullo por su centro de estudiantes. Nuestras expectativas para el próximo CEUP son altas, nosotros estamos trabajando para una transición de gestión sana, transparente y bien informada. Anhelamos que el equipo que nos tome la posta siga mejorando y perfeccionando las acciones con el objetivo de posicionar el sello CEUP, dejarlo siempre en alto.

Redes sociales

Instagram: @ceupacifico

Facebook: CEUP – Página Oficial

Conociendo a las organizaciones de la UP: ECAI

0

¿Eres cachimbo? ¿Estás por ingresar a la UP? ¿No pudiste adaptarte como quisiste en tu primer ciclo? No te preocupes, que para eso Boceto te trae la solución. Te presentamos a nada más y nada menos que una de las organizaciones estudiantiles especialista en facilitar tus primeros pasos en la universidad: ECAI.

Escribe: David Cuenca

Pero, ¿qué es ECAI y cómo te ayudaría a adaptarte a los  terroríficos primeros ciclos en la universidad? Bueno, ellos son los aliados ideales para acompañarte en este proceso, a través del denominado “Programa Hermano Mayor”, mediante el cual llevan años asesorando jóvenes como tú, con resultados muy efectivosEsta idea surgió en el 2015, como iniciativa de cinco estudiantes de la universidad que notaron la necesidad de crear un grupo que apoyara a los ingresantes, durante su primer año, a adaptarse a la dinámica UP y, de ese modo, evitar que pasen por situaciones difíciles, como las que ellos experimentaron por falta de esa orientación. 

Ahora, seguro te estarás preguntando cómo funciona esto de los hermanos mayores o cómo es que pueden ayudar a universitarios a adaptarse si, al menos hasta el próximo año, la universidad será virtual… No te preocupes, porque en la siguiente entrevista, serán los propios coordinadores de ECAI los que te brinden todos los por menores

1.  ¿Qué es lo que hace, principalmente, ECAI?

ECAI es una OE que ayuda a los cachimbos en la adaptación a la vida universitaria. Nosotros, a través de la experiencia, somos conscientes de que, pasar de la etapa del colegio a la de la universidad puede ser, para la mayoría de las estudiantes, chocante en diversas magnitudes; por lo que nuestro objetivo principal es hacer que ese cambio no sea tan fuerte en los ingresantes, mostrarles una mejor perspectiva de lo que es la universidad y darles un empujoncito para que puedan disfrutar de este nuevo estilo de vida como universitarios. Para ello, contamos con el ‘Programa de Hermano Mayor’ en donde un estudiante de ciclo avanzado, con afinidad a la carrera del menor, apoya en el seguimiento del cachimbo en su primer ciclo universitario.

Este lo realizamos a través de actividades, por un lado, realizadas por la organización durante algunos sábados específicos y, por otro lado, en la creación de familias que son agrupamientos de parejas de hermanos mayores y menores, con el fin de facilitar la interacción entre los estudiantes, fomentar la integración y fortalecer las habilidades blandas de cada uno. Además, tratamos de que el hermano menor conozca las diferentes herramientas que la UP ofrece y, en el caso de los alumnos de provincia, tratamos de estar atentos para apoyarlos continuamente ya que, por lo general, estos vienen a Lima sin ningún familiar o amigo cercano. De esta manera, tratamos de que el primer ciclo de los estudiantes sea lo más llevadero posible y que se den cuenta que no todo en la universidad es estudiar o estar encerrado en la biblioteca sino, también, un lugar donde puedan desarrollar otras habilidades dentro de otras organizaciones.

2.  ¿Cómo comenzó esta iniciativa?

ECAI comenzó en el 2015, por parte de 5 estudiantes de diferentes carreras que notaron que muchos cachimbos tenían problemas en la universidad, como no conocer a otros estudiantes ni tener claro los procesos de la UP. Inclusive, muchos por ser de provincia no conocían casi nada de la ciudad de Lima y enfrentaban problemas para desenvolverse, ya que al encontrarse solos tenían que ser totalmente responsables de todo como los quehaceres del hogar y de la universidad. Asimismo, se dieron cuenta que los alumnos de beca también tienen diferentes presiones familiares y económicas, y que enfrentaban retos académicos debido a que, muchas veces, su educación escolar no fue óptima.

Así, la implementación del programa durante ese año generó novedad entre la comunidad UP, fue reconocido como destacado recibiendo el Premio Robert Maes por programa social y salió dentro de una nota en el diario El Comercio por ser una iniciativa muy peculiar. Luego, los chicos se mantuvieron en su programa hasta el 2018, que fue el año que se graduaron de la universidad. Sin embargo, fueron preparando y reclutando a los participantes más involucrados para que sean los que continúen con la iniciativa. No se puede dejar de mencionar que nació con miras a cumplir una necesidad: los problemas de los cachimbos y que estos estén solos. Hoy en día, tenemos tanto éxito que los hermanos menores pasan luego a ser hermanos mayores y les gusta tanto el programa que después se postulan como miembros propiamente. Es gratificante que los cachimbos luego sean parte de y se forme toda una cadena de apoyo entre estudiantes, generando vínculos duraderos.

3.  ¿Cómo ha cambiado esta labor en épocas de COVID?

La esencia se mantiene intacta con los cachimbos. El proceso de reclutamiento, generalmente, se realiza mediante el TIVU organizado por la universidad, que nos ha permitido llegar cada vez a más estudiantes. A través de esta feria, donde las organizaciones se presentan, es que captamos a los cachimbos mayormente. Este año esta actividad no se logró concretar, pero si pudimos hacer las charlas durante enero hasta marzo presencialmente, como se ha venido haciendo en los últimos años. Ante la pandemia y el cierre de la universidad, ECAI tuvo que virtualizar todo el programa, tanto para los hermanos mayores como para los hermanos menores.

Inicialmente, fue un reto encontrar la forma de reinventar las actividades de los sábados ya que ya teníamos planeado el ciclo con anticipación. Sin embargo, pudimos lograrlo mediante una aplicación llamada ‘Discord’ y los grupos internos de WhatsApp. Ambos medios nos permitieron mantener el contacto y realizar las dinámicas de manera virtual. También, la comunicación entre los miembros de las familias se pudo mantener de manera favorable, mas no tan interactivamente como se solía hacer de manera presencial.

A mediados del ciclo, pudimos conseguir la plataforma de Blackboard gracias a la universidad y ya nos encontramos usándola satisfactoriamente. Por otro lado, logramos conservar la estructura del programa e inclusive logramos más inscripciones de las que pensábamos tener: 41 hermanos menores para ser exactos. Así, logramos formar seis grupos de familias, dentro de las cuales se encontraban las parejas de hermanos menores y mayores, un jefe de familia y supervisores. Cada uno de estos miembros es importante para el correcto desarrollo y desenvolvimiento de todos los integrantes de la familia durante el ciclo.

4.  ¿Cuándo se regrese a la “normalidad” cambiarán algún proceso a raíz de la experiencia ganada en estos ciclos virtuales?

Tenemos en las plataformas virtuales un gran aliado y es algo que nos gustaría seguir haciendo uso en ciclos posteriores. Usarlas para mejorar el programa de manera parcial y así poder seguir con la innovación del programa mismo. Lo bueno de que este ciclo haya sido de esta forma es que se ha perdido el miedo a una videollamada y se podría usar en algunos casos en un ciclo presencial, si fuera necesario. Debido al trabajo extra que tuvimos por la coyuntura actual, agregamos algunos puestos para cada área, lo cual ayudó mucho ya que el equipo se volvió más coordinado y eficiente.

5.  ¿Cómo un alumno UP podría involucrarse con ECAI? ¿Tienen diferentes áreas dentro de la organización?

Por el lado de los hermanos menores y mayores, los captamos mediante el TIVU de inicios de año y a mitad de año, o también mediante redes sociales. Tenemos de aliado al DFE (Dirección de Formación Extraacadémica) que suele mandar por correo la información para poner a los estudiantes en contacto con nosotros. También, hacemos una campaña tanto en redes sociales como en propaganda física en la misma universidad. Cabe resaltar que, para ser parte del programa como hermano mayor pedimos que este mínimo en cuarto ciclo.Por el lado de miembros de la organización, tenemos a la directiva y cuatro áreas: Recursos Humanos, Marketing, Actividades y Finanzas.

Para ser miembro del equipo, antes, tenía que haber sido hermano mayor o menor; ahora, cambiamos ese requisito ya que, actualmente, se puede postular de manera externa a alguna de las áreas. Una vez que estén dentro de alguna área se les da la oportunidad de ser hermanos mayores para que puedan tener esa rica experiencia. Generalmente, abrimos cupos cuando este se hace disponible tras la deserción del antiguo encargado del puesto. Asimismo, si uno de los miembros lo quisiera podría cambiarse de un área a otra. Por último, lo que consideramos muy importante es identificar a los hermanos mayores o menores que podrían tener un buen desempeño en la organización; cuando vemos que alguno de ellos se desenvuelve óptimamente y cuenta con ganas de ayudar entonces lo invitamos a que entre al proceso de selección.

6.  ¿Cuál es el perfil de un integrante de ECAI?

Alguien con vocación de servicio, puesto que la participación es 100% voluntaria y con muchas ganas de trabajar. Un integrante de ECAI es aquel que busca ayudar a mejorar los procesos de la OE con su propia experiencia, quiere fortalecer sus habilidades blandas, impactar positivamente a más estudiantes y al cual le agrada trabajar en equipo para resolver problemas. Asimismo, dependiendo del área en el que se encuentre, es deseable que tenga alguna habilidad o experiencia en ella. De todas formas, no es algo indispensable ya que, si tiene muchas ganas y compromiso, lo ayudamos a que pueda mejorar en el proceso. Por ende, lo más importante como organización es el compromiso y constancia por parte de cualquiera de los integrantes, tanto miembros como hermanos mayores. Esto se evalúa en el proceso de selección, así como también la disponibilidad de tiempo del postulante.

7.  ¿Quiénes son sus aliados estratégicos?

Actualmente, nuestros principales aliados son DFE y las mismas Organizaciones Estudiantiles de la UP. Por un lado, DFE es importante para el reclutamiento y en alguna participación que se desarrolle dentro de las actividades durante el ciclo. Por otro lado, las diversas OEs son importantes para poder trabajar en equipo y poder beneficiar con nuestras actividades a más estudiantes dentro de la comunidad UP.  En el largo plazo, como ECAI quisiéramos tener a otras universidades como aliados y tratar de implementar el ‘Programa de Hermano Mayor’ en ellas con el mismo objetivo de ayudar a los cachimbos en su primer ciclo para que se desenvuelvan de la mejor manera. Y, considerando la incertidumbre de esta coyuntura, creemos más necesario la activación de este tipo de programas para brindar apoyo emocional y académico entre los mismos estudiantes.

¿Dónde encuentras a ECAI?

Facebook: https://www.facebook.com/ECAI.UP

Instagram: https://www.instagram.com/ecaiup/

 

 

 

Conociendo a las organizaciones de la UP: Acción Sostenible

0

Acción Sostenible busca ser la organización que lleve a la comunidad UP a ser líderes con una perspectiva sostenible. En esta entrevista, Miguel Cheng, actual presidente, nos explica cómo logran desarrollar iniciativas sostenibles de gran impacto y, a la vez, incrementar la participación y el compromiso de los estudiantes UP con estas temáticas.

Escribe: Ana Cecilia Torres 


Acción Sostenible (Acsos) existe desde el 2009; sin embargo, desapareció alrededor del año 2014 por motivos de graduación de sus miembros. No obstante, durante el reclutamiento de un miembro nuevo para el CEUP-Desarrollo Sostenible en el 2017, Andrea Cenzano, directora del área en ese entonces, vio una gran oportunidad en los postulantes para reavivar y repotenciar la organización Acción Sostenible. Después de una serie de reuniones de planeación, se refundó Acsos oficialmente en el 2017. Esta organización desarrolla grandes proyectos con la finalidad de concientizar a la comunidad UP sobre la importancia de la sostenibilidad y el cuidado ambiental. Algunos de sus proyectos más conocidos son el Akapacha Fest, Lecture Sharing y las charlas de sostenibilidad.

  1. ¿Cuál es el propósito de Acción Sostenible?

Nosotros buscamos cambiar el “mindset” de la comunidad universitaria, tanto de alumnos como de profesores y administrativos que laboran en la universidad, para que incluyan a la sostenibilidad y el cuidado del ambiente en su día a día. Sabemos que los egresados de la UP ocuparán cargos importantes y queremos que, cuando tengan que tomar decisiones, piensen también en la sostenibilidad y el ambiente. Por suerte, ya es bien sabido que se puede generar ganancias buscando el bien de la sociedad y sin dañar el planeta.

2. Durante un ciclo normal, ¿cuáles son las actividades que realizan? ¿Qué tenían pensado hacer este año?

Nosotros participamos en la Semana Universitaria, Semana de Bienvenida, TIVU y algunas ferias, donde promocionamos los proyectos que realizamos y además vendemos productos como alfajores y plantas; también realizamos campañas como Abrigando de Juguete Pendiente, y Recicla tu jean, en la que apoyamos a Levi’s. Además, anualmente participamos en Hazla Por tu Playa, junto a LOOP, y en la celebración de La Hora del Planeta, con WWF. Asimismo, organizamos el Akapacha Fest una vez por ciclo, que es el festival de la sostenibilidad en el cual invitamos a empresas del rubro sostenible para que ofrezcan sus productos e iniciativas, y organizamos charlas y talleres relacionados a los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible), donde los alumnos pueden aprender temas como cadena de suministros, contaminación ambiental, economía y ambiente, entre otros.

Este año planeábamos continuar con estas actividades, pero muchas de ellas tuvieron que ser canceladas o reestructuradas debido a la pandemia. Sin embargo, ya teníamos listo varios proyectos nuevos que fueron rápidamente adaptados al formato virtual por nuestro equipo.

3. ¿Qué tan participativa fue la comunidad UP en estas actividades sostenibles?

Al principio, no fue mucho, ya que, como somos la primera organización “verde” de la UP, la gente no nos conocía, pero conforme hemos ido incrementando nuestra exposición en redes, hubo más participación. Por ejemplo, las primeras veces que hemos ido a limpiar playas éramos grupos de 20 personas y la última vez fuimos alrededor de 40. También, hemos tenido más ayuda en otras actividades como el Akapacha Fest pues pasamos de 6 a 20 voluntarios en el último festival. La participación ha ido creciendo, pero sabemos que puede llegar a más.

4. Ahora, dada la coyuntura, ¿cuáles son las actividades que se están llevando a cabo actualmente?

Tenemos en cartera 4 proyectos que estamos desarrollando en formato virtual. En “Ayudando a ayudar”, buscamos organizaciones que brinden soporte a gente que lo necesita durante la pandemia. Hacemos una lista de ellas y la colocamos en nuestras redes junto a datos de contacto y números de cuenta, pues sabemos que mucha gente en la universidad tiene la capacidad y disposición de ayudar. Queremos ser el link entre personas que necesitan ayuda y personas que pueden ayudar. En segundo lugar, tenemos el de Ecoladrillos, en el que promovemos el uso de botellas de plástico para la disposición de envolturas y otros plásticos de un solo uso para bioconstrucción. Otro proyecto que tenemos es Lecture Sharing, un grupo de Facebook donde se comparten lecturas impresas y otros materiales de cursos en formato PDF para evitar que se use más papel. Finalmente, Acción Cero es un proyecto en colaboración con Boceto, en el que nuestros miembros redactan artículos sobre temas actuales relacionados a ambiente y sostenibilidad.

5. En ese sentido, ¿tienen alianzas con otras organizaciones?

Cuando entiendes que cualquier proyecto que hagas es para servir a la comunidad, es mejor andar entre varios para ser mucho más potente. Trabajamos bastante con ParUp. Hemos asistido juntos a marchas como al “Strike for Climate”, a una manifestación por los incendios en Brasil el año pasado y, para un Akapacha Fest, ellos llevaron a cabo un taller relacionado al ODS 8 de Trabajo Decente, donde se buscaba crear normas o iniciativas a favor de las empleadas del hogar. De igual manera, trabajamos con CEUP debido a los Akapacha Fests, con Boceto mediante Acción Cero y con UP Runners. Por último, tenemos alianzas con CERS (antes CLERS) para distintos proyectos como la eliminación de cañitas en la universidad y la limpieza de playas. En Acsos, siempre estamos buscando alianzas con distintas organizaciones porque sabemos que ese el camino correcto.

6. Ahora, hablando de la organización, ¿cuáles son las áreas que la conforman?¿Cuáles son los perfiles que buscan al momento de reclutar?

Tenemos 4 áreas principales: Finanzas, RRHH, Gestión de proyectos y Marketing. Finanzas se encarga de la gestión del dinero, Marketing maneja las redes sociales e impulsa las iniciativas de la organización, en RRHH se ve el tema de capacitar a los miembros y organizar reuniones, y en Gestión de proyectos se busca generar iniciativas. Nosotros buscamos que, sin importar el área en la que estés, participes de 2 o 3 proyectos (por ciclo) de los que se haga en Gestión de proyectos. Por ejemplo, en Ecoladrillos, puede haber personas de cualquiera de las 4 áreas, inclusive de la directiva. Sabemos que todos entran a la organización buscando aprender. El hecho de participar en estas iniciativas te enseña cómo se lleva a cabo un proyecto y también te llevas conocimiento del proyecto en sí como, por ejemplo, los que están en Ecoladrillos, aprenden cómo hacerlos. Para el Akapacha, que es un proyecto grande, la mayoría participa y aprenden sobre la gestión de material físico, la gestión de charlas y talleres, y cómo funciona la universidad respecto a los permisos, etc. Sobre el perfil, además de los requisitos solicitados dependiendo del área, nosotros buscamos coherencia, proactividad y responsabilidad. Buscamos que se tomen en serio los temas de la conservación y el ambiente; y que, si postulan a Acsos, no sea por llenar el CV, sino porque buscan sumar a la organización, a la universidad y a sus vidas.

7. ¿Cómo se puede postular a Acsos?

Las fechas de postulación se abren a inicios de año, pues es la época en la que se abren nuevas plazas debido a la graduación de muchos integrantes, y, de acuerdo a los planes de la nueva junta directiva, sabemos a cuántas personas reclutar. Cualquier persona puede postular, pero es preferible que sea a partir del segundo o tercer ciclo porque, mientras más tiempo pases en la organización, más vas a poder aprender. El proceso de selección es exhaustivo, pero es básicamente porque buscamos que la organización siga siendo coherente, que todas las personas que entren crean en lo que promovemos y que estén 100% comprometidos.

 8. Finalmente, ¿cuáles son tus expectativas para Acsos dentro de 5 años?

Veo a una organización firme, con bases más sólidas y con personas que saben cómo moverse dentro de la universidad, que proponen iniciativas que tienen un impacto directo en la comunidad. Creo que Acsos tendrá una relación más fuerte con la universidad y podrá apoyar distintas iniciativas que favorezcan al alumno. Incluso, me gustaría que la organización ayude a crear un paraacadémico o electivo en el cual se enseñe sobre sostenibilidad, ambiente y activismo. Veo también a Acsos como una organización que propicie la discusión en la UP de leyes, normas y proyectos favorables y desfavorables para el ambiente, fomentando la participación activa de la comunidad universitaria.

¿Dónde encuentras a Acción Sostenible?

https://www.facebook.com/AccionSostenible

https://www.instagram.com/acsospe/

Necesitamos activismo

0

“El mundo cambia con tu ejemplo, no con tu opinión” es una oración que resuena en redes sociales y en los medios cuando se habla de protestas y marchas en las calles. Sin embargo, en una sociedad que evoluciona a un ritmo acelerado, es importante preguntarnos el rol que cumple el activismo, y si solo basta con cambiar nuestro comportamiento para lograr un impacto positivo. 

Escrito por: Miguel Cheng

El activismo consiste en protestar o alzar la voz en el lugar que ocurre el conflicto. Este se debe dar de manera pacífica y creativa para llamar la atención de aquellos responsables de hacer cambios en la sociedad como las instituciones públicas y las empresas privadas. 

Pensar en activismo es reflexionar en el poder que está en nuestras manos para modificar el status quo y transformar un paradigma que se resiste a ser cambiado. Si bien es cierto, la responsabilidad de alterar nuestros actos se encuentra en cada uno, mantenerse apolítico resulta problemático. Esto se debe a que “quedarme yo en mi sitio y tú en el tuyo”, nos estanca en una situación en donde no existe la innovación, lo cual puede generar que prevalezcamos en situaciones negativas. En este contexto, solo el activismo moviliza la fuerza necesaria para empezar una transformación. Además, permite que más miembros de la sociedad se identifiquen con el propósito

Greta Thunberg, por ejemplo, es una adolescente sueca que con 16 años empezó a faltar todos los viernes a su escuela para protestar frente al Parlamento sueco y que este actúe ante la crisis climática, en el año 2018. Para ella, el hecho de que el gobierno de su país no quisiese hacerse responsable de detener la contaminación ambiental era injusto, pues sería su generación la que pagaría las consecuencias. Este es el argumento que logró movilizar a cientos de miles de jóvenes y niños a nivel mundial, creando un movimiento llamado Fridays For Future. 

Gracias a la magnitud del movimiento, Greta logró llegar hasta la Cumbre del Clima de la ONU, en donde dirigió un discurso hacia los líderes mundiales exigiendo que se hagan cargo de contrarrestar el cambio climático. De esta manera, a pesar de que aún no se ha logrado una transformación importante en la posición de los gobiernos frente a la crisis climática, las palabras de Greta fueron transmitidas por los medios de comunicación. Esto ha multiplicado aún más los miembros de su movimiento, alcanzando en la actualidad a 100 países, donde las poblaciones son más conscientes del calentamiento global y el rol que pueden tomar. 

Por otro lado, la divulgación consiste en explicar una problemática y qué se puede hacer para cambiarla. Sin embargo, realizar divulgación sin antes ser activista es muchas veces riesgoso, pues se puede cometer errores de interpretación al no contar con experiencia propia. Por ello, es importante que se le dé voz a aquellos que están involucrados en la lucha, para que a través de sus vivencias y conocimientos se logre exigir un cambio. De esta manera, ambos conceptos se complementan, pues dan a conocer una lucha para generar un cambio.

El activismo, en todas sus formas y colores, fue, es y será necesario para generar un cambio en la sociedad. Gracias a la globalización y el Internet, se ha vuelto más fácil conocer las luchas y protestas que suceden al otro lado del mundo, y transmitir en vivo las protestas locales. Esto ha generado también la posibilidad de que sean los jóvenes quienes se interesen por ser parte de la transformación, al involucrarse en distintos movimientos, como Fridays For Future. Hoy más que nunca, se vuelve necesario alzar la voz para defender causas justas y entender que una sola persona no puede hacer todo, pero juntos logramos hacer un cambio.

Conociendo a las organizaciones de la UP: Participación UP

0

Pasar de la indignación a la acción. Esta es la misión de Participación UP, la primera organización que fomenta la participación ciudadana en la comunidad de la Universidad del Pacífico. En la siguiente entrevista, Patricia Flores, actual presidenta, nos comentará a profundidad cómo logran que los alumnos reaccionen ante situaciones injustas y/o preocupantes de nuestra realidad con respeto y sobre la base de argumentos.

Escribe: Alessandra Paulino

Participación UP fue fundada oficialmente el 13 de agosto del 2016 a raíz de una conversación con la actual ministra de economía en el evento Women in Finance, donde se mencionó que la participación activa de los jóvenes en la coyuntura política es de suma importancia. Aquella conversación motivó a un grupo de alumnos a crear una organización que incentive la participación política activa del alumnado dentro de la Universidad del Pacífico. Es así como su visión se traduce a ser referentes de la comunidad universitaria, promoviendo generar un cambio positivo para la sociedad peruana y teniendo como pilares la igualdad y la tolerancia.

1.  ¿Qué es Participación UP?

Para los miembros, este es un espacio seguro donde puedes ser tú mismo y, además, contribuir a que exista un espacio en la universidad donde se pueda conversar tanto sobre temas políticos y sociales relevantes en el contexto actual como temas importantes en todo momento. De hecho, somos conocidos por siempre apoyar causas enfocadas a defender los derechos humanos y por promover la asistencia a concentraciones para marchas. Participación UP ganó notoriedad en el 2016 porque, junto con la UP, organizó una concentración en la universidad para ir a la marcha Ni una menos con la rectora de ese año, Elsa Del Castillo. Yo no era todavía parte de la organización, pero era amiga del fundador y siempre estuve interesada en estos temas. Por ello, decidí ir a la concentración que se estaba promoviendo y me pareció increíble que se estuviera promoviendo estas iniciativas desde la UP. 

2.  ¿Cuáles son los principales temas que abordan?

Nuestro primer foco es hablar sobre el contexto político actual y dar información sobre lo que esté pasando en el país. Por ejemplo, cubrimos el referéndum el año pasado e hicimos un evento sobre ello con el congresista Alberto de Belaunde. Nuestro segundo foco es el aspecto social: apoyar a las minorías y las luchas relevantes en la sociedad como son la lucha feminista, la de los derechos LGTBI, la de la comunidad afroperuana, etc.

3.  Actualmente, ¿qué tan informada perciben a la comunidad UP? 

Cuando ingresé a la UP en el 2014, sentía que la gente estaba más desconectada de la realidad nacional de lo que está ahora. En ese entonces, éramos un pequeño grupo de alumnos que hablábamos sobre lo que pasaba en el país. Es comprensible priorizar los estudios y aprobar los cursos, sin embargo, cuando estás formándote como universitario, me parece crucial y vital informarse porque un buen ciudadano está informado. La generación actual en la UP está más involucrada y siento que hay más debate, pero siempre habrán personas que no le dan la importancia al tema. La universidad es un reflejo de la sociedad y la realidad es que en el país tenemos muy pocas personas informadas. Estamos hablando de un país en el cual la gente decide su voto electoral mientras está en la cola. Considero que son valores que se deben inculcar desde el colegio y en la universidad se deberían reforzar, para formar un pensamiento político. 

4.  Durante un ciclo normal, ¿cuáles son las actividades que realizan? ¿Qué tenían pensado hacer este año? 


Para el ciclo 2020-1, queríamos llevar a cabo la Semana de la Peruanidad. Íbamos a separar la Plaza Geis por 3 días y traer ponentes como el profesor Alberto Vergara de Ciencias Políticas para que dé una ponencia sobre la historia del Perú. Hubiera sido la primera vez que hubiéramos tenido una actividad interactiva de ese tipo porque normalmente no hacemos eventos grandes, pero queda la idea para el próximo año. Aparte, teníamos pensado estar presentes en el TIVU. Luego, para el segundo ciclo del año, el 2020-2, teníamos en mente lanzar la Semana de la Democracia en septiembre.

5.  Dada la coyuntura, ¿cuáles son las actividades que están llevando a cabo actualmente?

Estamos pensando en nuevas actividades a la par que reforzamos nuestros medios digitales como tener más activa nuestra cuenta en Instagram. Nos costó adaptarnos a este ciclo virtual porque, a finales del año pasado, nuevos miembros habían ingresado y no nos conocíamos bien entre todos. Ese era un gran problema porque, para que una organización funcione, tiene que haber confianza y, para que haya confianza, tienes que conocer a las personas con las que estás trabajando. Fue un gran reto, pero logramos sacar algo increíble este ciclo y muy necesario a pesar de que hubo temor de hacerlo. Me refiero al video de Pride (https://www.instagram.com/p/CB_dXqRh_lG/), donde convocamos a alumnos de la comunidad LGTBI para visibilizar la presencia de la comunidad LGTBI en la universidad. Si bien las personas con las que me he topado son totalmente tolerantes, siento que todavía hay miedo a mostrarse. Era necesario decir que tenemos una comunidad LGTBI, que es normal y que, a los que todavía están con temores, que no tengan miedo, todo mejora. 

6.  ¿Tienen alianzas con otras organizaciones?

Ahora, no tenemos alianzas, pero hemos colaborado con varias organizaciones como Acción Sostenible. Aparte, el año pasado hicimos un evento con Impacta, organización externa a la universidad, que busca promover que los jóvenes peruanos trabajen en el sector público. Es algo que me parece vital y un valor que queremos inculcar desde Participación UP. No solamente que queremos tener CEO súper importantes egresados de la UP, pero también ministros y trabajadores públicos UP. El estado posee terribles falencias administrativas y considero urgente tener buenos profesionales en el sector público.

7. Para finalizar, ¿cómo se puede postular a Participación UP?

A partir del 2 de agosto, tenemos la convocatoria abierta y quiero invitar a todos aquellos que se sientan identificados con los valores que queremos promover, que son la tolerancia y buscar un espacio seguro dentro de la UP para discutir temas políticos y sociales coyunturales y muy importantes, que se animen a postular porque estamos en un proceso de reestructuración y crecimiento. Queremos seguir siendo más conocidos dentro de la UP y lograr nuestro objetivo, que es justamente que los alumnos up estén más involucrados con la realidad nacional y con la sociedad.

Principalmente, ahora tenemos 3 áreas: Gestión de Proyectos, Recursos Humanos, así como Marketing y Comunicaciones. Dentro de la primera, buscamos a gente que se quiera animar a realizar los eventos que hacemos. Esta área es súper dinámica, ya que estás en contacto con congresistas y ministros, de los cuales podemos aprender bastante. Respecto a la segunda, yo estuve como directora del área hace unos años y llegas a conocer un montón a la gente. Si lo tuyo son las personas, definitivamente Recursos Humanos es tu área. Por último, la tercera área tiene que ver con redes sociales, las cuales vamos a potenciar porque ahora todo es redes y, de ser posible, estaremos publicando contenido diario. Aquí, tendremos personas que estarán concentradas en buscar y publicar información sobre 4 temas: poblaciones vulnerables, economía, arte y cultura, y política. En resumen, si tienes ganas, te sientes identificado con nosotros, tienes tiempo y no estás en riesgo académico, no dudes en postular.

 

 

 

¿Dónde encuentras a Participación UP?

https://www.facebook.com/participacionup

https://www.instagram.com/participacionup/

 

El lado oscuro de las estadísticas

0

Las estadísticas muchas veces son consideradas como hechos expresados en forma de números. Confiamos en ellas y las usamos para tareas importantes como tomar decisiones en época de incertidumbre o realizar predicciones, debido a que estas nos proporcionan evidencia empírica. Las encontramos en todos lados desde reportes del clima, estudios científicos, noticias, publicidad o hasta en empaques de medicamentos. Tienen cierto encanto y el poder de ser extremadamente persuasivas.

“Hay tres tipos de mentiras– las mentiras, las malditas mentiras, y las estadísticas”- Benjamin Disraeli.

El peligro de las estadísticas esta en que son muy manipulables y convincentes al mismo tiempo. Su poder intrínseco de persuasión las lleva a ser usadas de maneras engañosas sin la necesidad de recurrir a data falsa. Los datos pueden ser seleccionados u organizados de manera especifica para mostrar resultados convenientes. También se puede usar la estadística de manera erronea para sacar relaciones que no necesariamente son correctas y que se presten a malas interpretaciones. O puede haber una confusión en el análisis de los datos que lleve a conclusiones incorrectas.

Un ejemplo del uso engañoso de la estadística es el caso de una publicidad de Colgate del 2007, que la Asociación de Normas Publicitarias (ASA) de Reino Unido pidió que retirara por usar la frase “Más del 80% de dentistas recomienda Colgate.” La aclamación no es falsa; sin embargo, sí se presta a una interpretación errónea. Pues, se da a entender que el 80% de dentistas recomiendan y prefieren la marca Colgate sobre cualquier otra marca.  En realidad, al hacer las encuestas se les permitió a los participantes escoger más de una marca de dentífricos. Por lo tanto, los resultados muestran que el 80% de los encuestados recomiendan Colgate al igual que otras marcas y no es que se tenga una preferencia por esta.

Otro error que se puede cometer con la estadística es pensar que la correlación implica causalidad. La correlación indica la relación entre dos variables, pero no significa que una sea causante de la otra. Por ejemplo, la tasa de divorcios de Maine, EE. UU. tiene una correlación con el consumo per cápita de margarina, sin embargo, no existe una relación de causalidad entre ambos. En otros casos, esto no es tan obvio. Por ejemplo, en el caso hipotético que el consumo de chocolate tenga correlación con la tasa de obesidad, se puede pensar que el alto consumo de chocolate lleva a mayor obesidad. Pero, también es lógico que las personas obesas consuman más chocolate. Sin embargo, puede que no haya causalidad entre ambas variables y que, más bien, una tercera variable sea causante de ambas. Por ejemplo, se podría decir que personas con una mala alimentación consumen más chocolate y son más propensas de sufrir de sobrepeso. Muchas veces las personas sacan conclusiones muy rápido y piensan que una correlación significa causalidad, lo que podría ser perjudicial en toma de decisiones o al informar a un público.

Respecto a las probabilidades, es una falacia el pensar que la probabilidad de A dado que B es igual a la probabilidad de B dado que A, cuando en realidad la probabilidad de A dado que B es es la division entre la probabilidad de la intersección de ambos eventos y la probabilidad de B. Por ejemplo, si tratas de adivinar una carta de en una baraja la probabilidad de que la carta sea un 4 de corazones, sabiendo que es roja es de 0.0385 aproximadamente. Pero la probabilidad de que la carta sea roja, sabiendo que es un cuatro de corazones es de 1. Este parece un error muy sencillo y fácil de evitar; sin embargo, ha llevado a culpar a personas inocentes de crímenes. Por ejemplo, el caso de la enfermera Lucia de Berk en el 2003. Durante sus turnos como enfermera ella presencio las muertes de muchos pacientes. La probabilidad de que una enfermera inocente estuviera presente durante tantas muertes era muy baja y por eso ella fue culpada de estas muertes. Años después fue declarada inocente. Porque se probó que la probabilidad que una enfermera, que haya presenciado tantas muertes, sea inocente de haberlas cometido es bastante alta.

Hay una paradoja que puede causar interpretaciones engañosas de la estadística y esta es la paradoja de Simpson, que consiste en que se pueden obtener conclusiones opuestas de la misma data dependiendo de como esta se divida. Por ejemplo, en este caso hipotético una persona quiere ir a una academia para prepararse para su examen y hay dos academias a las que puede ir: la academia Rigel y la academia Betelgeuse. En el folleto de Rigel indica que el 88% de sus estudiantes aprueban y en el de Betelgeuse se indica que el 87.5% de sus estudiantes aprueban. Con estos datos, la academia Rigel parece tener un mejor desempeño. Sin embargo, separando a los alumnos entre los que necesitan más de 10 y menos de 10 en el final se observan resultados distintos. En ambas categorías la academia Betelgeuse tiene mayores tasas de aprobados que Rigel, pero con los resultados totales Rigel tenía una mayor tasa de aprobados.

Aparte de estas confusiones y falacias que pueden suceder en la estadística, hay formas más sencillas de manipular como se presenta la información para obtener cierto efecto. Por ejemplo, no usar en los graficos el cero como la base, de esta forma las diferencias entre variables podrían verse más grandes de lo que realmente son. Otro ejemplo es descartar como si fueran datos anómalos los resultados que no son los que se quieren presentar. Muchas veces las estadísticas tomadas fuera de contexto pueden mostrar resultados engañosos al no verse los resultados completos.

En conclusión, las estadisticas son un recurso muy útil, pero no son perfectas. Son muy fáciles de manipular y de ser usadas inadecuadamente sin nesecidad de usar datos falsos, esto es peligroso debido a su naturaleza persuasiva. Además, pueden ocurrir errores en su interpretación, que lleven a las personas a asumir relaciones que no son correctas. Y si no se lleva a cabo un analisis estadístico adecuado se pueden presentar datos engañosos y confusos.

Bibliografía:

Abs.gov.au. 2020. Statistical Language – Correlation And Causation. Recuperado de: <https://www.abs.gov.au/websitedbs/a3121120.nsf/home/statistical+language+-+correlation+and+causation> (07/07/20)

BI Blog | Data Visualization & Analytics Blog | datapine. 2020. Misleading Statistics & Data – News Examples For Misuse Of Statistics. Recuperado de: <https://www.datapine.com/blog/misleading-statistics-and-data/> (07/07/20)

Campbell, S., 2012. Flaws And Fallacies In Statistical Thinking. Dover Publications, pp.2-10.

 CEBM. 2020. The Prosecutor’S Fallacy – CEBM. Recuperado de: <https://www.cebm.net/2018/07/the-prosecutors-fallacy/> (07/07/20)

Comparative Education, 2004. Editorial: ‘Lies, Damned lies and statistics!’ : three fallacies of comparative methodology.   pp.3-6.

Goodreads.com. 2020. Benjamin Disraeli. [online] Recuperado de: <https://www.goodreads.com/author/show/47030.Benjamin_Disraeli> (07/07/20.

Groeneboom, P., 2007. Lucia De Berk And The Amateur Statisticians. [online] Piet Groeneboom’s blog. Recuperado de: <https://pietg.blog/2007/05/28/lucia-de-berk-and-the-amateur-statisticians/> (07/07/20)

Hernán, M., Clayton, D. and Keiding, N., 2011. The Simpson’s paradox unraveled. International Journal of Epidemiology. pp.780-785.

How statistics can be misleading. 2020. M. Liddell. Recuperado de: <https://www.youtube.com/watch?v=sxYrzzy3cq8> (07/07/20)

Cuando actuar se hace más sencillo que pensar

0

¿Existirá un límite para las acciones del ser humano? Al revisar lo que nos dice la historia, puede parecer que no; sin embargo, esto podría tratarse de un fenómeno conocido como la “banalidad del mal”, el cual explica la incapacidad del hombre de hacer uso de su propio juicio crítico. A continuación, un poco más sobre lo que implica la banalidad del mal.

Escribe: Andrea Mendoza

75 años después del fin de la Segunda Guerra Mundial, un ex guardia de un campo de concentración nazi fue declarado culpable ante la ley por haber sido cómplice de múltiples asesinatos. Se trata de un hombre de 93 años identificado como Bruno Dey, quien con tan solo 17 años de edad sirvió en el campo de concentración de Stutthof, el primer campo ubicado fuera de Alemania y el último en ser liberado por los aliados el 9 de mayo de 1945. Se estima que Stutthof albergó a un total de 115,000 prisioneros, de los cuales más de la mitad murió allí sin contar a los 22,000 que fueron transferidos a otros campos nazis. 

El acusado había admitido previamente que era un guardia del campamento; no obstante, consiguió aliviar la pena manifestando que, en el momento, no tenía otra opción. Durante el tiempo en el que el juicio fue realizado, más de 40 co-demandantes testificaron contra el ex guardia de la SS, quien habría apoyado a sabiendas miles de asesinatos crueles. Algunos de los crímenes cometidos fueron los disparos en la nuca, la prohibición de comida, medicinas y el uso de gas Zyklon B para envenenar a los prisioneros. 

 

Hoy en día resulta difícil creer todo lo que nos cuenta la historia. A primera vista parece irreal, imposible, inhumano. Lo cierto es que durante 1939 y 1945, alrededor de 6 millones de judíos fueron asesinados en campos de concentración nazis. Asimismo, murieron cientos de miles de rumanos, personas con discapacidades mentales o físicas y con orientación sexual distinta a la hetero. Bruno Dey se disculpó ante la ley por todos los atroces crímenes que cometió, hasta enunció que las imágenes de miseria y terror lo han perseguido toda su vida. Por otro lado, ex soldados de la SS como Adolf Eichmann nunca consideraron haber cometido algún crimen, sino que lo hacían porque era su deber en ese momento. 

Al fenómeno mencionado anteriormente, la filósofa Hannah Arendt lo llama “la banalidad del mal”. ¿De qué se trata esto? Significa estar libre de todos los problemas de conciencia provocados por una acción universalmente considerada como mala, ya que los pensamientos quedan absorbidos por la formidable tarea de organización y administración que se tenía que desarrollar. Es un poco confuso de comprender, pero según este fenómeno, Eichmann no fue ni un monstruo ni un genio del mal, mucho menos alguien que obtuviera placer al ser responsable de la muerte de miles de millones de personas. Él sufrió de una curiosa, y verdaderamente auténtica, incapacidad para pensar. Lo más grave de lo sucedido, en palabras de Arendt, fue que “hubo muchos hombres como él, y que estos hombres no fueron pervertidos ni sádicos, sino que fueron, y siguen siendo, terroríficamente normales”.

Fuera de que no estemos viviendo actualmente una guerra mundial, este fenómeno puede igual presentarse en diversas situaciones. Entonces, ¿cómo evitar convertirnos en Eichmann? Hay que poner en práctica lo que Arendt llamaba juicio crítico, que se relaciona con la idea que tenía Kant sobre pensar por uno mismo, de modo independiente, sin prejuicios y sobre una máxima que nos obliga a ponernos en el lugar de los demás para ver si aún así seguiríamos actuando de la misma manera. Eichmann se preguntaba a menudo: ¿quién era él para juzgar? ¿podría él tomar sus propias opiniones en aquel asunto? Para lo que Arendt escribe: “todos somos quién para juzgar, y precisamente la carencia de esa facultad, su ejercicio, es lo que posibilita la diseminación del mal y la tolerancia frente a este”. 

Es decir, lo que plantea Arendt no es excusar a personas como Eichmann, sino es ir un poco más allá y ser, más bien, muy exigente con todos nosotros. Entendámoslo como que no podemos ser actores dentro de una obra que tiene un guión con el cual no estamos de acuerdo. No podemos asentir con la cabeza a todo y seguir al pastor del rebaño. Cada uno de nosotros tiene el don de usar su juicio crítico, y esto solo se hace posible en el momento en que comenzamos a cuestionar el núcleo de las cosas. 

 

Por último, la condena de Bruno Dey ha enviado un poderoso mensaje al mundo: “no se puede negar la responsabilidad de lo que pasó”. Desafortundamente, la mayoría de los perpetradores del holocausto nunca fueron procesados, muchos de ellos huyeron, lo que nos queda algo que se siente como justicia simbólica y, quizás, como huella de que al fin usaron su juicio crítico y fueron conscientes del cargo moral de sus actos. 

¿Cómo ser más productivo con 3 simples apps?

0

Descubre cómo organizarte de forma fácil y rápida, con un par de apps adicionales en tu celular o computadora.

Escrito por: Mariah Anglas


Ahora, con la nueva modalidad de las clases virtuales, y todo el día en casa, resulta más fácil perder la noción del tiempo. Nos ha pasado más de una vez que ese “descanso de 5 minutos” se convirtió en uno de dos horas y, que ese “mañana sí me levanto temprano” nunca pasó. Es por eso que Boceto te trae el top 3 de las mejores aplicaciones para que dejes de perder el tiempo y seas mucho más productivo estas últimas semanas, y de ahora en adelante. El ranking está diseñado no por aplicaciones, sino por la función que cumplen, para que así logres solucionar todos esos “inconvenientes” que tienes a la hora de estudiar.

  1. ¿Sueño profundo? Eres de los míos.

Configurar mínimo 10 alarmas la noche anterior es el pan de cada día para muchos (incluyéndome), sobre todo cuando, para llegar temprano a la clase, solo tienes que caminar unos pasos hacia el escritorio. Por eso, desde que descubrí esta aplicación, solo configuro una alarma, su nombre es Rocket Alarm. ¿Cuál es la gran diferencia? Pues, esta aplicación no para de sonar hasta que completes un par de juegos que involucran cohetes, meteoritos y todo lo que tenga que ver con el espacio exterior. Puede sonar absurdo, pero realmente funciona.

  1. ¿Tienes mil post-it por todas partes y no sabes ni por dónde comenzar? Sigue leyendo.

A veces, más me agobia ver tantas “cosas por hacer” que termino estresada y sin hacer nada. Organizarte es el primer paso para poder ser más eficiente y controlar tus tiempos. Para eso, te presentamos Trello; la descubrí hace poco y la verdad que tiene todo lo que necesitas para poder priorizar de una manera más eficaz todos tus quehaceres y dándole tiempo a todo, sobre todo a esos Zoom alcohólicos con tus amigos.

Lo primero que tienes que hacer es una lista de todo lo que queda pendiente, no importa si está en desorden. Luego, procederemos a ordenarlo por rubro, es decir, universidad, trabajo, vida social, aprender algo nuevo, entre otros; y además, reconocer cuáles son prioridad, para eso te dejamos la siguiente matriz Eisenhower (no te asustes, no es esa de mate 3).

Cuando tengamos eso listo, podemos ordenar los pendientes por categorías y prioridad, de modo que cuando organices tu semana puedas darle un tiempo a cada tarea. Adicionalmente, esta herramienta sirve para gestionar trabajos grupales o proyectos más grandes, ya que puedes compartirlo con otros usuarios.

Si necesitas una app un poco más simple, te recomendamos “Todoist”, cumple las funciones principales y tiene un formato muy amigable para el celular. Lo importante es tener todo mapeado en un solo lugar.

  1. El Pomodoro no es solo para los fideos.

La verdad nunca había intentado la famosa técnica Pomodoro, quizás por eso me sobrecargaba o daba descansos excesivos sin medir bien el tiempo. Para eso, encontré “Forest”, una app especializada en el uso de esta técnica de estudio, la cual tiene un timer de 25-30 minutos para que seas 100% productivo ya que no te permite usar el celular (sí, eso incluye Instagram). Después, te da un descanso de 5 minutos donde puedes volver a usar tu celular y, mientras más la uses, más crece un árbol virtual, pero si te rindes, este muere.

Esta misma técnica la podrías usar con un simple cronómetro, pero un par de incentivos adicionales hace las tareas menos pesadas. Otra opción que combina la técnica Pomodoro con la organización que ofrece Trello es “Focus to do”, una aplicación muy completa y fácil de usar.

Las mismas técnicas no son eficaces para todos; el objetivo es intentar varias y encontrar la que se acomode mejor a tu estilo de vida y tiempos de estudio. Espero que estos life hacks te sirvan y le saques el jugo a tus últimas semanas, ¡vamos que se puede!

Artículos recientes